Skip to content

¿QUÉ ES LA LITURGIA CATÓLICA?

29 de marzo de 2012

 

El primer deber del hombre es adorar a Dios, rendirle el culto de adoración, de alabanza, de acción de gracias que le es debido. Dar culto de adoración a Dios significa reconocer a Dios como nuestro Creador y Señor. El nos hizo, de El dependemos. Le damos también gracias por todos los beneficios que recibimos de El. Le pedimos perdón por nuestras faltas y pecados y finalmente le pedimos también lo que necesitamos para nuestra vida y salvación eterna. En concreto estos son los cuatro fines de la Santa Misa.

Este culto no es solamente personal, individual, sino y sobre todo es un culto público, ordenado y prescrito por la Iglesia, bajo la moción del Espíritu Santo.

De este culto oficial se ocupa la Liturgia. La palabra Liturgia viene del griego leiton ergon que significa obra o ministerio público. En la Iglesia, «La Liturgia es por lo tanto, el culto público y oficial que la Iglesia Católica rinde a Dios y al mismo tiempo santifica a los fieles». [1].

El padre Gregorio Martínez de Antoñana escribe: «La Liturgia, en sentido general objetivo, es lo mismo que el culto público de la Iglesia, y puede definirse: el conjunto de acciones, de fórmulas y de cosas con que, según las disposiciones de la Iglesia Católica, se da culto público a Dios» [2].

Como la Iglesia es el Cuerpo místico de Nuestro Señor Jesucristo, quien por medio de ella continúa su función sacerdotal a través de los siglos, en un sentido más teológico y completo puede definirse la Liturgia con el Papa Pío XII: “Es todo el culto público del Cuerpo místico de Jesucristo o sea de la Cabeza y de sus miembros”. Y más brevemente: “La Liturgia es el ejercicio del sacerdocio de Jesucristo por la Iglesia” (3). La liturgia es la teología hecha oración.

Pertenecen a la Liturgia: el Santo Sacrificio de la Misa, que es su alma y su centro; el oficio divino, que gira y desarrolla en torno a la Misa. El oficio divino se llama también el Breviario, libro que contiene las oraciones oficiales de la Iglesia que cada subdiácono, diacono, sacerdote, obispo y Papa hace ocho veces al día por la Iglesia y todos sus hijos.

Pertenecen también a la Liturgia los Sacramentos, Sacramentales (bendiciones); y todos los ritos y ceremonias, símbolos y vestiduras, vasos y lugares sagrados y aún los cantos y melodías que la Iglesia usa para llevar a cabo este culto público y solemne.

La Liturgia es la vida misma de la Iglesia, del Cuerpo Místico de Cristo. Por eso tiene un poder para la santificación de las almas verdaderamente admirable. Mediante la liturgia católica suben al cielo la adoración, acción de gracias, petición de perdón y de ayuda de parte de los fieles y mediante esta misma liturgia descienden sobre los hombres la misericordia, ayuda, protección de Dios sobre los fieles católicos y su Santa Madre Iglesia.

La liturgia es el medio más poderoso que tiene la Iglesia para convertir las almas; santificarlas y protegerlas. La Liturgia es el medio más poderoso para comunicar la fe católica en el Sacrificio de Cristo renovado sobre el altar con la misma eficacia. Por esta razón desde los primeros siglos se dijo Lex orandi, lex credendi- la ley de la oración-, es decir, la manera de rezar, nos dice la ley de la creencia; es decir, la manera de rezar, de dar culto a Dios demuestra lo que creemos.

Durante siglos, la fe católica fue comunicada mediante la liturgia, en la cual están concentradas todas las verdades del Credo católico. En la historia de la Iglesia encontramos los constructores y los destructores de la Liturgia. Cambiar, modificar la Liturgia de la Misa, por ejemplo, puede tener consecuencias incalculables sobre la fe del pueblo y de los sacerdotes; destruir su fe, corromper su moral y precipitarlos en la decadencia y apostasía. Los pueblos protestantes nos dan el ejemplo. Habiendo cambiado su Liturgia, cambió su fe y los hicieron herejes y actualmente ateos en muchos lugares. En el siglo XVI, en Inglaterra, el sacerdote hereje Tomás Cranmer cambió la Liturgia de la Misa del latín al ingles; después de unos años Inglaterra perdió la fe católica e impidió la cristianización del mundo oponiéndose a las naciones católicas misioneras como España y Portugal.

 

Pbro. Michael Boniface

Bibliografía y notas
[1] J.G.Treviño, Lecciones practicadas de Liturgia, México DF sin fecha, pág. 5
[2] Gregorio Martinez de Antoñana, Manual de Sagrada Liturgia, Madrid, ed Coculsa,1957 pág. 1 no 1.
Dios nunca muere. Invierno 2007, Nº 25
About these ads
4 comentarios leave one →
  1. 29 de marzo de 2012 3:39 AM

    Por supuesto que la Liturgia concentra y alimenta la fe de la Iglesia. Si alguien quiere acabar con la Iglesia, no tiene más que cargarse la Liturgia y de modo muy especial el Santo Sacrificio.

    Solamente una precisión: no son solamente el Papa, los obispos, sacerdotes, diáconos y subdiáconos quienes rezan el Oficio divino.
    El oficio divino es, desde tiempos inmemoriales, la oración de toda la Iglesia y, de hecho, es precisamente el rezo del Oficio divino el que da origen a los monasterios. Los monjes se reúnen para rezar el Oficio divino (sean o no sean sacerdotes). Recomiendo la lectura de la Regla de San Benito de Nursia (siglo VI). Pueden descargarla, por ejemplo, en el siguiente enlace:

    http://www.sanbenitocist.e.telefonica.net/orden/Regla%20de%20san%20Benito.pdf

    Por su parte, también las monjas y las religiosas rezan el oficio divino, aunque estas últimas no lo recen completo.

    Por lo que respecta a los laicos, también hay numerosos testimonios de diversas épocas que atestiguan que el Oficio divino no les es ajeno.

    Son numerosos los Padres de la Iglesia que testimonian la existencia de reuniones diarias con los fieles para el rezo común: S. Hilario (Tractatus super Ps. 64,12), S. Ambrosio (Epistolae classis 1,29; Expositio in Ps. 118,19,32), S. Agustín (Confesiones V,9,17), etc.
    S. Juan Crisóstomo († 407) advierte a los neófitos de la obligatoriedad de estas reuniones. Son reuniones populares donde los fieles cantan los «salmos de la mañana» y los «salmos de la tarde», siempre los mismos y aprendidos de memoria. En muchos lugares suele acompañarse de una predicación.
    Ademas de esta oración establecida, los fieles son convocados con cierta frecuencia a vigilias nocturnas.

    Es importante señalar que esta práctica se hallaba extendida por toda la cristiandad, aunque entre las distintas celebraciones existía una gran diversidad. Los concilios de Galia e Hispania (ss. V y VI) concretan los detalles de estas reuniones. Conocemos también detalles de los oficios rezados en Roma e Italia. Testimonio vivo tenemos de los oficios en la Jerusalén del s. IV por la peregrina Egeria.

    Con posterioridad tenemos testimonios casuales por los cuales sabemos del rezo común del Oficio divino con asistencia de los fieles y también de diversos breviarios facilitados para el uso de algunos fieles notables.

    • 29 de marzo de 2012 6:31 AM

      Mil gracias.

  2. 29 de marzo de 2012 4:48 PM

    “. Cambiar, modificar la Liturgia de la Misa, por ejemplo, puede tener consecuencias incalculables sobre la fe del pueblo y de los sacerdotes; destruir su fe, corromper su moral y precipitarlos en la decadencia y apostasía.”

    Resumiendo:
    “lex orandi lex credendi”

  3. Andy_Barr permalink
    29 de marzo de 2012 8:32 PM

    Pablo VI prefiriò escuchar a Bugnini en lugar de a los cardenales Octaviani y Bacci, y hoy en dia padecemos las consecuencias de tener una misa desacralizada, que en lugar de mirar hacia el altar de Dios mira a la Asamblea de los hombres, y que casualidad, que empezandose a usar el nuevo Ordo por los años 60as, empezo a deteriorarse la moral del pueblo catolico con una ola de divorcios como jamas se habian visto antes

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 626 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: